LOS COLORES DE LA VIDA


 

¿Dónde está la Luz

cautivada por las sombras?

La oscuridad  revela su presencia,

seduce al nuevo día que florece,

cuando el Sol bosteza,

en su lecho de zafiros, germina el azul de la mañana.

Las  perlas en tu cuello, glorifican un nuevo amanecer,

enaltecen nuestro blanco desafiante

al tenue amarillo que anuncia el ocaso del otoño.

Me arroba el verde claro de tus ojos,

tu engalanas los colores de la Vida.

Yo soy el tronco envejecido de un árbol milenario,

abandonado a su suerte, a guisa de tormento,

que haré brotar de tu vientre una esmeralda,

y te fecundaré con  fuego de lujuria.

Nos amaremos cubiertos por un abrigo azul,

mi virgen morena, Artemisa de Éfeso,

hasta que el impiadoso negro ya no sea,

sus manecillas no giren más, en el cuadrante de la vida,

                                                  el alba nos hallará abrasados por el sexo.

Noviembre 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: